PRESENTAN UN PROYECTO PARA PROHIBIR EL USO DEL LENGUAJE INCLUSIVO EN EL GOBIERNO Y LAS ESCUELAS

La iniciativa que ingresó a la Cámara de Diputados nacional lleva la firma de las abogadas Cynthia Ginni y Patricia Paternesi. En la presentación, las letradas citan a la RAE y a su recomendación de “evitar el abordaje ideológico o político de cuestiones estrictamente lingüísticas”

El último martes ingresó a la mesa de entradas de la Cámara de Diputados un proyecto de ley de particulares con el que se busca prohibir el uso del lenguaje inclusivo “en documentos y actos oficiales y en establecimientos educativos”.

La iniciativa lleva la firma de las abogadas Patricia Alejandra Paternesi y Cynthia Roxana Ginni cuenta con la adhesión del constitucionalista Félix Lonigro.

Prohíbase el uso en documentos y actos oficiales y en establecimientos educativos del comunmente denominado ‘lenguaje inclusivo’, en cualquiera de sus formas (“x”, “e”, “@”, etc.), empleadas para reemplazar el uso del masculino cuando es utilizado en un sentido genérico, así como de cualquier otra forma diferente a la lengua oficial adoptada por la República Argentina”, sostiene el artículo 1 de la propuesta, consigna Infobae.

La iniciativa, que apunta a evitar “alteraciones gramaticales y fonéticas que desnaturalicen el lenguaje”, obedece a la necesidad de eliminar –de acuerdo a lo planteado por sus autoras– “los obstáculos que en materia de lectoescritura se manifiestan por el uso del mismo”.

Las autoras consideran que los niños van formando su lenguaje los primeros años de su vida y que “su mala utilización podría no sólo obstaculizar la lectoescritura y su comprensión, sino también significar una barrera para aquéllos que tienen más dificultades”.

En el artículo titulado “Constitución, idioma nacional y lenguaje inclusivo”, según criterios de la Real Academia Española (RAE), refiere que “el documento de la institución hispana explicita que los grupos nominales en género masculino son de exégesis inclusiva, resultando en textos claros e inteligibles que en modo alguno plantean problemas serios de interpretación literal, no existiendo razones gramaticales ni de inteligibilidad semántica que obliguen a introducir modificaciones”, detalla el citado medio.

Las letradas indicaron que una de las principales recomendaciones de la RAE es “evitar el abordaje ideológico o político de cuestiones estrictamente lingüísticas”, cuya opción excede a las instituciones y academias.

 

 

Comentarios

Comentar artículo